(Cordoba-Arg) 2/Sep Concentración en solidaridad con las Prisioneras Políticas

14202611_1764596493796830_5742028773868370833_n.jpg

En el marco de la gestación de represalias y amenazas contra prisioneras y prisioneros políticos del EPP en Paraguay, después del ataque de la guerrilla a militares, convocamos a una movilización frente al consulado paraguayo para poder manifestar nuestra solidaridad con todos ellos, se presentará una nota al consulado denunciando la situación de los compañeros y compañeras.

General Justo José de Urquiza 26, 5000 Córdoba, Córdoba

Que ningunx compañerx presx  quede solx!

Abajo los muros de las prisiones!

 

 

(Paraguay) Largas condenas a compañerxs luchadorxs campesinxs, que ningúnx presx revolucionarix quede solx!

masacre-1kfo7le0h06g

Once luchadorxs campesinxs, fueron condenadxs a penas de entre cuatro y 30 años de prisión por un tribunal que sin pruebas los encontró culpables de la llamada «masacre de Curuguaty».

El compañerx Rubén Villalba, fue condenado a 30 años, + 5 de medidas de seguridad, Luis Olmedo fue condenado a 20 años, Arnaldo Quintana y Néstor Castro Benítez a 18 años, recibieron las penas más altas acusadxs de homicidio doloso y asociación criminal.

María Fany Olmedo, María Dolores López y Lucía Agüero fueron condenadas a seis años. También fueron condenadxs, Adalberto Castro, Juan Carlos Tillería, Felipe Benítez Balmori, Alcides Ramón Ramírez.

Luego de una media hora de suspensión de la audiencia, debido a protestas de la defensa y el público, el tribunal finalmente dio a conocer su veredicto, en medio del griterío de los presentes. Tras la lectura, decenas de personas decidieron permanecer ocupando la sala de audiencias del Tribunal de Justicia deAsunción del Paraguay.

Entre los ocupantes está el abogado Pablo Aguayo, defensor delcampesino Ruben Villalba, quien reiteró que van a permanecer allí hasta ser recibidos por los miembros del tribunal. «Este tribunal fue recusado al comienzo de la lectura del veredicto. No hubo respuestas. Continuaron ejercitando facultades jurisdiccionales que ya no tenían», denunció Aguayo.

Los magistrados que integraron el tribunal, y que hoy dieron a conocer la sentencia en medio de griteríos e incidentes, se retiraron rápidamente de sala y permanecerían en el edificio. Aguayo dijo que los abogados defensores examinarán la situación y tratarán de evitar incidentes mayores, ya que «si se convoca a toda la gente que está afuera, solidariamente con los campesinos, se puede armar un desastre», precisó el abogado paraguayo. Afuera del edificio de la Justicia cientos de personas permanecen manifestándose y reclamando la nulidad del juicio, y ante el clima de tensión, hasta se reforzó la guardia en la residencia oficial donde se encuentra el presidente, Horacio Cartes.

Entre otros argumentos, los defensores de los campesinos sostienen que es absurdo que ningún policía haya sido imputado y que no se tuvieran en cuenta las numerosas pruebas que presentaron a favor de sus defendidos. «Esto no termina aquí. Va a seguir y estudiaremos apelaciones y otras instancias legales para que se revise esta vergüenza, este bochorno» dijo el abogado Aguayo.

La llamada «masacre de Curuguaty» ocurrió el 15 de junio del 2012 en un predio rural que está en litigio entre privados y el Estado, cuando policías llegaron con la orden de desalojar a campesinxs que ocupaban el establecimiento. En un confuso choque armado murieron 11 campesinos y seis policías, incidente que derivó en un juicio político al entonces presidente constitucional Fernando Lugo, finalmente destituido por el Congreso.

Coincidimos en declarar este proceso judicial al que fueron sometidos los campesinos y campesinas de Curuguaty NULO de Nulidad Absoluta.

¡Libertad a lxs presxs de Curuguaty!
Marina Kue, pueblo Mba´e.

(info extraída del comunicado solidario emitido en buenos aires y otros medios)

Solidaridad internacional! El juicio contra lxs compañerxs campesinxs por la Masacre de ‪Curuguaty‬, ha llegado a su etapa final. Abajo la farsa del estato-policial-latifundista!

El juicio que cargan contran las compañeras campesinas y campesinos por la Masacre de ‪#‎Curuguaty‬, ha llegado a su etapa final, han concluido los alegatos finales de la defensa, y la fiscalía ha decidido no hacer uso de su derecho a réplica, el tribunal declaró cerrado el debate y anunció que inicia sus deliberaciones el lunes 11 de julio a las 13:00hs, sólo nos falta conocer la decisión final del Tribunal, quedamos atentos y observando la misma.

 Solidaridad internacional

(Paraguay) 6 presos murieron en incendio en la cárcel de Tucumbú.

Lamentamos profundamente la muerte de seis personas el día 10 de junio de 2016 en la cárcel de ‪#‎Tacumbú‬, Asunción, Paraguay, al tiempo que responsabilizamos absolutamente al gobierno paraguayo por el incendio ocurrido, ya que el mismo se pudo haber evitado si las personas reclusas no estuvieran sometidas a condiciones infrahumanas.

La cárcel de Tacumbú es un depositario que cristaliza la miseria humana y la perversidad de un Estado. El Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP) ha denunciado numerosas veces el desgaste de las instalaciones eléctricas y de la infraestructura en general, el colapso de la penitenciaría debido a la sobrepoblación carcelaria. En un informe de 2013 presentado a la Ministra de Justicia y Trabajo, Sheyla Abed, el mencionado organismo recomendaba cerrar las puertas de la Penitenciaría Nacional de Tacumbú, denegando el ingreso de nuevos internos, sin perjuicio de los egresos, haciendo uso de sus facultades como autoridad administrativa penitenciaria y estableciendo un tope a la población de esta penitenciaría hasta concretar, finalmente, una clausura definitiva.

El informe del MNP además de mostrar cifras ilustrativas sobre el colapso de dicha cárcel, recuerda al Estado paraguayo su obligación de garantizar la calidad de vida de las personas que están bajo su custodia. Por el contrario, de lo que ocurre, ya que las condiciones de encierro impactan negativamente en todos los órdenes de la vida en la cárcel, vulnerando los derechos y garantías de quienes habitan en Tacumbú. “La continuidad histórica de estas deficiencias estructurales, sistemáticas, constituyen tratos crueles, inhumanos y degradantes, incluyendo la tortura» sostiene el informe del MNP.

En la cárcel de Tacumbú prima el criterio de selectividad penal, ya que está dedicada fundamentalmente a perseguir a personas de escasos recursos, para someterlas a tratos crueles, inhumanos y degradantes. El hacinamiento y la superpoblación, se explica en el hecho de que el 80% de los reclusos se encuentran allí sin condena firme, lo que se denomina “prisión preventiva”. Allí las personas son sometidas a la miseria, al punto del deterioro de sus condiciones de salud y no se promueve el acceso a la educación.

En síntesis, manifestamos nuestra preocupación por todos los presos sometidos a esa cárcel del infierno, haciendo hincapié en la situación de los presos por luchar, presos políticos: Rubén Villalba, Agustín Acosta González, Simeón Bordón Salinas, Basiliano Cardozo Giménez, Gustavo Lezcano Espínola, Roque Rodríguez y Arístides Luciano Vera. En tanto, exigimos que Rubén Villalba sea trasladado al albergue “Virgen de la Merced” ya que sus condiciones de salud son vulnerables. La situación de Rubén solo se explica en un contexto de ensañamiento sobre su figura, ya que no es posible entender de otra forma tanto maltrato al que ha sido sometido en estos años en el marco del proceso de la Masacre de ‪#‎Curuguaty‬.

Por último expresamos que un país que en los últimos 15 años aumentó cuatro veces su población carcelaria no demuestra un incremento real de justicia, por el contrario, lo que demuestra es la profundización de las desigualdades sociales. Esto tiene que cambiar a partir de hoy, para que nunca más ocurra un nuevo Tacumbú, en todo sentido.

[Comunicado solidario del Movimiento 138. Colectivo de resistencia cultural (Argentina/Paraguay).]

 

David Roberto Frazzer Gamarra. Aquí, recibiendo un diploma tras finalizar un curso de formación en el mismo lugar donde participaba de los talleres de trabajo autogestionado. El lugar en donde murió calcinado. Mientras él luchaba por salir adelante, con estudio y trabajo, con sueños, el perverso reloj del sistema avanzaba hacia la tragedia, tan siniestro como la indiferencia.

13445493_826566657448358_4779726405699186926_n